Homemade Doughnuts { Donuts Caseros }

Todo el mundo sabe qué es un donut (o doughnut, ¿qué difícil, no?). Los venden en todas partes y a todas horas, pero ¿hacerlos en casa? Los donuts caseros, aunque realmente nos dejan sin palabras al igual que aquéllos, son otra historia. Pueden llegar a intimidar un poco, pero en vista de los resultados, ¿no os atreveríais a probar?

Homemade Doughnuts

El origen del término “doughnut” ha suscitado algún que otro debate. Varias fuentes son las que datan este vocablo, compuesto aparentemente por “dough” (masa) y “nut” (fruto seco), de 1809. En la obra A History of New York del escritor estadounidense del Romanticismo Washington Irving publicada ese año se puede leer “balls of sweetened dough, fried in hog’s fat, and called doughnuts, or olykoeks*” (literalmente “oil cake” en holandés, de quienes parece ser que procede este dulce). Con todo, la relación entre los frutos secos y los donuts tampoco parece estar muy clara (hay quien sostiene que los primeros se usaban como relleno de los segundos, otros lo atribuyen a su tamaño y al color dorado…). Existen también otras teorías que sostienen que la parte relativa a “nut” tendría en realidad su verdadero origen en el término “knot” (nudo), puesto que los holandeses solían retorcer o trenzar la masa de algunas de sus creaciones reposteras.

* En español: “bolas de masa dulce fritas en grasa de cerdo, denominadas doughnuts u olykoeks.”

Doughnuts {Donuts}

Homemade DoughnutsAl margen de su etimología, ya a principios de 1900 eran muchos los que empleaban la forma simplificada “donut.” Hoy en día los términos “doughnut” y “donut” se usan indistintamente en inglés americano, aunque hay una marcada preferencia por mantener el original; al fin y al cabo por mucho que evolucione la lengua, siempre estará hecho de masa (“dough”).Según The Oxford Dictionary, el uso de “doughnut” está más extendido internacionalmente, mientras que el término “donut” se limita, sobre todo, a EEUU. Según yo misma, aquí en España todos decimos “donuts”, ¿verdad? (¿O decimos rosquillas? Ahí lo dejo…). La idea de freír pequeñas cantidades de masa existe desde la época de los romanos y hoy por hoy se pueden encontrar ejemplos de esta técnica en la repostería tradicional de casi en cualquier región del planeta. Aunque se desconoce el lugar, el momento y el responsable exactos de la creación de los donuts, hay algunos hechos que destacan a lo largo de la historia. Estos mismos immigrantes holandeses del siglo XIX que continuaron preparando sus olykoeks después de instalarse en EEUU, fueron adaptando su elaboración debido a la influencia de otras culturas hasta convertirse en lo que actualmente llamamos “donuts” (o doughnuts). En cualquier caso, se trata de una especie de bollo dulce frito, la cuestión del famoso agujero en el centro llegó un poco más tarde y sobre ella hay no pocas teorías (¡cómo no!).

Algunos culpan al hecho de que los olykoeken solían quedarse un tanto crudos por el centro, así que, para evitar este inconveniente, se rellenaron de frutos secos (pues no éstos necesitaban cocinarse) de forma que el resultado final fuera más agradables al gusto. Por otro lado tenemos la figura del capitán de barco estadounidense Hansen Gregory. Se cree que fue él quien en 1847 solucionó este problema haciendo un agujero en el centro de la bola de masa. El agujero aumentaba el contacto de la superficie de la masa con el aceite caliente, eliminando el problema del centro sin hacer. Aunque muchas son las historias que se cuentan sobre cómo llegó a esta conclusión, parece que él es a quien definitivamente se le atribuye la invención del mítico agujero y, sea como sea, ese centro medio hecho fue, directa o indirectamente, el culpable.

donuts

A pesar de todo, ni se os ocurra deshaceros de los “agujeros” de los donuts. Los podéis convertir en unas bolas de donuts igualmente deliciosas si los freís de la misma manera. ¡Incluso los podéis rellenar! Yo lo he hecho; he preparado una crema de chocolate sencilla (mezclamos 100 g de azúcar glass con 35 ml de agua, fundimos 75 g de chocolate en el microondas, lo vertemos sobre la mezcla anterior y removemos hasta que quede todo bien combinado) y la he introducido en los agujeros (o bolas) de donuts con la ayuda de una una manga pastelera y una boquilla especial para rellenar. Y este ha sido el resultado. Si no fuera porque un donut no tiene rival, no sabría por cuál de las dos cosas decidirme. Así que no lo he hecho (¿quién habrá ido dando mordiscos aquí y allá?).

donuts_bolas

Y aunque llegue un poco tarde, os aviso, amantes de los donuts, de que el día nacional del donut en EEUU es el primer viernes de junio; así lo determinó el mismo Ejército de Salvación estadounidense en 1938 como homenaje a las mujeres que sirvieron donuts incansablemente a sus soldados durante la Primera Guerra Mundial.

Homemade Doughnuts {Donuts Caseros}
 
Tiempo de Prep (esperas incl.)
Tiempo de Cocción
Tiempo Total
 
Autor:
Tipo de receta: Breakfast
Tipo de cocina: European / American
Raciones: 12
Ingredientes
(Todos los ingredientes han de estar a temperatura ambiente, salvo que se indique lo contrario)
Para los donuts:
  • 150 g (1 cup + 1 cucharada) de harina de fuerza
  • 100 g (¾ cup) de harina de trigo floja (+ harina extra para amasar)
  • 50 g (¼ cup) de azúcar blanco
  • 1 cucharadita de levadura química (tipo Royal)
  • ⅛ cucharadita de sal
  • 12 g de levadura fresca
  • 100 ml (⅓ cup + 1 cucharada) de leche entera
  • 1 huevo (M)
  • 20 g de manteca de cerdo
  • Aceite de girasol

Para la glasa (de azúcar):
Elaboración
De los donuts:
  1. En un cuenco grande (puede ser el de nuestra amasadora eléctrica) colocamos los ingredientes secos (harinas, azúcar blanco, levadura química y sal) y mezclamos bien con unas varillas.
  2. En un cuenco pequeño disolvemos la levadura fresca con la leche templada (ojo, NO caliente). Removemos y dejamos reposar 1 minuto.
  3. Mientras, añadimos la manteca a los ingredientes secos y, o bien con los dedos o con la ayuda de un pastry blender, lo combinamos todo hasta obtener una especie de migas de distintos tamaños.
  4. Agregamos el huevo (ligeramente batido) y la leche con la levadura a la mezcla de ingredientes secos y mezclamos hasta combinarlo todo en una masa homogénea aunque pegajosa.
  5. Transferimos la masa a una superficie de trabajo, ligeramente enharinada y empezamos a amasarla a mno; la vamos estirando y doblando sobre sí misma una y otra vez durante unos 5 minutos hasta obtener una masa elástica y suave que no se nos pegue en las manos. Si aún ha quedado algo pegajosa, podemos ir añadiendo un poco más de harina, pero sólo una cucharada en cada adición antes de seguir amasando; siempre podremos añadir, pero no quitar y el exceso de harina hará que nuestros donuts pierdan esa esponjosidad que los caracteriza, quedando secos y pesados. Este paso podemos hacerlo también con nuestra amasadora eléctrica, equipada con el accesorio de gancho a velocidad media-baja. La masa estará lista cuando se despegue con facilidad de las paredes del cuenco.
  6. Finalmente, le damos forma de bola y la colocamos dentro de un cuenco ligeramente engrasado con anterioridad, lo cubrimos con film transparente y la dejamos reposar 1 - 2 horas en un lugar cálido y sin corrientes o hasta que duplique su volumen.
  7. Pasado ese tiempo, desgasificamos la masa plegándola y aplastándola con los nudillos varias veces y la estiramos con ayuda de un rodillo de amasar sobre una superficie enharinada hasta que tenga 1 cm de grosor. Si vemos que la masa se resiste y se encoge al intentar estirarla, la dejamos reposar 10 minutos más.
  8. Cortamos nuestros donuts con la ayuda de un cortadonuts o de dos cortapastas redondos de diferentes diámetros (7 y 3 cm aprox.) también enharinados. Reagrupamos los recortes de masa sobrantes, estiramos de nuevo y volvemos a cortar todos los donuts que podamos.
  9. Depositamos los donuts en una bandeja cubierta con papel de hornear, los cubrimos con film trasparente (ha de quedar holgado, sin apretar) y los dejamos reposar en las mismas condiciones que la vez anterior durante unos 30 - 60 minutos más.
  10. En un recipiente con al menos 6 o 7 cm de profundidad, calentamos el aceite de girasol a fuego medio (entre 170ºC-180ºC; es muy útil contar con un termómetro de cocina; si nos quedamos cortos, pueden quedarse crudos, pero si nos pasamos, nuestros donuts se quemarán por fuera) y freímos los donuts primero por una cara durante unos 15-20 segundos y después por la otra 15 segundos más. En este paso hay que trabajar con atención, pues se queman con mucha rapidez. Han de quedar ligeramente dorados (en realidad a mí se me ha ido un poco la mano para mi gusto). En cada tanda pondremos sólo la cantidad de donuts que nos permita girarlos sin dificultad y sin perder ni un segundo.
  11. Los vamos sacando con una espátula plana y los depositamos sobre una rejilla cubierta con papel de cocina para que absorban el exceso de aceite. Dejamos enfriar antes de aplicar la glasa.
De la glasa:
  1. En un cuenco ancho (ha de caber bien un donut), mezclamos el azúcar glass con el agua hasta que quede todo bien combinado.
  2. Una vez fríos, sólo hemos de sumergir nuestros donuts por una cara en el bol con la glasa de azúcar. Los colocamos de nuevo sobre la rejilla con la glasa en la cara superior y esperamos (si podemos) hasta que ésta se solidifique.

    Firma Rosa M Lillo
Notas
- Para evitar que nuestros donuts crudos pierdan su forma al pasarlos de la bandeja donde han levado al recipiente con el aceite, es más que aconsejable recortar el papel vegetal alrededor del donut y transferirlos de un sitio a otro con una espátula plana por debajo del papel. Cuando esté friéndose por la otra cara, retiraremos el papel con unas pinzas con mucho cuidado de no quemarnos.
- El primero suele ser el más deslucido. Si a ti también te pasa, utilízalo como referencia para que los demás te salgan mejor.
- Si la glasa de azúcar o la crema de chocolate han quedado demasiado líquidas o, por el contrario, demasiado espesas, añadiremos progresivamente más azúcar o más agua (respectivamente) hasta obtener la consistencia deseada. Cuando se enfrían, espesan un poco más.
- Todo el mundo sabe que los donuts hay que comerlos recién hechos, así que si no vais a dar abasto, lo mejor es dividir las cantidades y hacer menos (o multiplicar y hacer más 😉 ).
- Día nacional del donut: 1er viernes de junio.

Receta adaptada de los Donuts “mejorados” (ver entrada en Facebook) de La Receta de la Felicidad

Posts Relacionados

42 Comentarios

  • 4 años ago

    Madre mía que pinta tienen esos donuts (que no rosquillas, que esas son otras… Jejeje)! A ver si me pruebo el bikini y, si me sobra un centímetro, meto el donut! ;-P

    • 4 años ago

      Jejeje… Yo, para acallar la conciencia (un poco) me como los agujeros 😉
      Bss

      • 4 años ago

        Jajajaja Bien pensado!!

  • 4 años ago

    Hola Rosa¡¡¡ Te acabo de descubrir y ya tienes una nueva seguidora. Me ha gustado mucho tu blog y estos donuts¡¡¡. Bss

    Virginia “sweet and sour”

    • 4 años ago

      Muchas gracias, Virginia! El gusto es mutuo! (me impresiona lo que haces cada vez que entro y veo tus fotos y tus recetas)
      Bss

  • 4 años ago

    Qué pinta!!! Menos mal que he salido de casa desayunada, jajajaja…
    Sí, o sí me tengo que poner a hacer la receta que es un tema que tengo pendiente!!! Gracias!!
    Besos,
    Silvia

    • 4 años ago

      Muchas gracias, Silvia! A mí me pasaba igual; siempre queriendo hacerlos! Pero ese día acaba llegando 😉
      Bss

  • 4 años ago

    Jooo y yo a regimen!!!! no es justoooooo!!!! eso si me la guardo para hacerla cuando acabe

    Besitos!! 😉

    • 4 años ago

      De verdad que lo siento… pero es que no puedo evitarlo! 😉
      Nunca es tarde!
      Bss

  • 4 años ago

    Con el hambre que tengo a estas horas y la pinta que tienen…

  • 4 años ago

    Pero no hay que privarse del todo, un día de merienda con un te (ahora en el verano helado claro está) se disfruta mejor y sin cargos de conciencia. Uyyy qué rico!!

    • 4 años ago

      Toda la razón!!! Todo no va a ser privarse, que hay que sonreír lo máximo posible 😉
      Bss

  • 4 años ago

    ¡Madre mía, Rosa! Qué fotos tan maravillosas, y qué bien documentado, chiquilla, ¡eres la mejor! JEJE Lo de rosquillas siempre me recuerda a los Simpson 😉
    ¡Cada día me gusta más lo que haces!

    • 4 años ago

      Ooooooh! Muchas gracias! Con comentarios así da gusto seguir (aunque cada vez está más complicado no defraudar…)
      Bss

  • 4 años ago

    Que ricos…..y que bonitas las fotos 🙂 Yo quiero unoooooooo!!!!!! 🙂 En Polonia los rellenamos con confitura de rosa….es muy tipico 🙂 Yo también tengo los donuts en mi blog: http://viajesculinariosdeiwo.wordpress.com/2013/02/28/paczki-donuts/

    • 4 años ago

      Yo te lo mandaría si quedaran… 🙁 Qué bueno, confitura de rosa! Qué pintaza, chiquilla! (sin agujero y rellenos ya son lo más; tendré que probarlos…)
      Bss

  • 4 años ago

    Ummmm que bueno por DIos!!! 😛 Felicidades!!! 🙂

  • Juego de sabores
    4 años ago

    hay alguien que pueda resisitirse a esta receta? En mi casa ya están como locos con ella 🙂
    Ana de JUEGO DE SABORES

  • 4 años ago

    Poniéndome al día estoy con tus recetas. Estos donuts “han tenido” que estar ricos, ricos!! Mi ex-vesícula me ha dejado de recuerdo no poder comer ni churros ni donuts, así que, haciendo un gran esfuerzo probaría un agujerito, aunque después tenga que estar 3 horas en el sofá haciendo la digestión!! Besos, Rosa!!

    • 4 años ago

      Oh, pobre! Seguro que hay un millón de cosas de las que sí puedes disfrutar (aunque sin donuts ni churros… valiente!).
      Muchas gracias, guapa! Bss

  • 4 años ago

    Que historia más interesante!
    Ahora me dejas con un dilema… no se que me gusta más si los donuts que has preparado o los “agujeros” con el chocolate 😉

    • 4 años ago

      Jajaja… Entiendo tu conflicto interior! Otra opción para no tener que elegir es no hacer el agujero y rellenar el donut directamente. Aunque eso ya se considera “bomba”, verdad? 😉
      Bss

  • 4 años ago

    Madre mía, que pinta tan tremenda tienen estos donuts!!
    Tengo que probar a hacerlos, gracias por compartir estas maravillas.

    • 4 años ago

      De nada. Gracias a ti! Si pruebas y los haces (cosa que te recomiendo) cuéntame, vale? 😉
      Bss

  • 4 años ago

    Come siempre fotos y contenido expresado con mucho gusto y mimo.
    Si encima pones uno de los dulces que mas me gustan….tenemos la entrada perfecta!!

    • 4 años ago

      Muchísimas gracias Eva. Me alegro de haber acertado. Un placer tenerte por aquí 😀
      Bss, guapa

  • 4 años ago

    Gracias por compartir una información tan extraordinaria y una receta tan rica. Nos llevaríamos un donut ahora mismo.
    Tienes un blog precioso al que seguiremos desde ya.
    Un abrazo.

    • 4 años ago

      De nada. Gracias a vosotras por pasaros por aquí y dejar este comentario tan chulo! Vuestro blog es espectacular!
      Bss

  • 4 años ago

    Felicitarte por el blog tan bonito que tienes y por esta receta tan fantastica.
    Saludos

  • 4 años ago

    Me guardo tu receta como oro en paño, no he visto unos donuts caseros con mejor pinta que estos.
    Gracias. Besos

    • 4 años ago

      Es todo un honor, de verdad, que confiéis en las recetas que preparo. La verdad es que pruebo y vuelvo a probar, busco y rebusco, compruebo, mido y vuelvo a medir… Pero con estas cosas una siempre piensa que seguro que hay alguna receta más rica, que podría quedar mejor, que bla, bla, bla…
      Muchas gracias! Y si los haces no dejes de contármelo, ok? 😉
      Bss

  • 4 años ago

    ¡Rosa! he visto que en el fb te ha “publicitado” SandeeA de “La Receta de la Felicidad” con esta entrada de los donuts (yo lo escribo a la española jejeje) ¡Enhorabuena! Esto empiezan a ser palabras mayores 😉 estás creciendo a pasos agigantados. Un besazo enorme.

    • 4 años ago

      Wow!!! Acabo de verlo! Muchas gracias por avisar y por ser parte de esto 😀
      Bss

  • 3 años ago

    Hola Rosa! Hemos hecho tus donuts (por fin!), acabamos de subir el post. Nos ha encantado esta receta, tanto hacerla como el resultado, aunque quizás se han dorado un pelín de más, estaban ricos, ricos.
    Muchas gracias por compartirla.
    Besossss

    • Wow, me voy ahora mismo a ver el resultado! (a mí también se me doraron más de lo que me habría gustado; tiene su miga lo de la temperatura del aceite, verdad?). “Practice makes perfect” dicen, así que habrá que seguir haciendo y haciendo donuts 😉
      Muchas gracias por la confianza, chicos, y un abrazo!

  • Como te he dicho en FB, quiero ser tu vecina más cercana… pero entonces tendrías que aguantar escuchar alguna nota de vez en cuando. Nooo.. en realidad mis vecinos no se quejan de mi y suelo poner los cascos 😉 Me comería 4 de estos….

    • Sería genial salir a buscar berries juntas 😉 Y si te oigo tocar, preparo una merienda de estas y me voy a tu casa a disfrutar del concierto 😉
      Gracias guapa!
      Un beso

¿Quieres contarme qué te ha parecido? ¡Me encantaría conocer tu opinión! :)