Tarta de Manzana Francesa {todo un must otoñal}

in english

Con la llegada del otoño parece que nos hemos propuesto dejar los manzanos tiritando de frío. Si os soy sincera, no sé la de tiempo que llevo queriendo hacer esta icónica tarta de manzana. En realidad no sabría decir por qué no la he hecho antes; parece que siempre surgen otras recetas que se interponen y la pobre se va quedando ahí, en la retaguardia, para otro momento, como esos monumentos de la ciudad que siempre están llenos de turistas pero que no visitamos nunca porque estamos convencidos de que ya habrá tiempo de sobra para hacerlo en cualquier otro momento.

Tarta de Manzana

Pues bien, esta vez vengo en plan turista en mi propia tierra. Cuando era pequeña (y a veces aún) no era inusual volver del cole y encontrarme una tarta de manzana recién hecha sobre la mesa de la cocina. ¡Me encantaba! Y me sigue encantando. Pero hasta la fecha nunca me había planteado en serio ponerme a hacer una yo en casa. Así que por fin ha llegado el momento en que he puesto remedio a incongruencia tan inconcebible.

En mi opinión, esta tarta tiene ese toque perfecto entre ácido y dulce que a mí tanto me gusta. Y para qué os voy a mentir; esa masa quebrada dulce —con su textura mantecosa y un poco hojaldrada—, ese irresistible relleno de puré de manzana casero (applesauce) —¿o debería decir de ambrosía?— recubierto con una corona de fragantes manzanas recién maduradas para rematar, es simplemente uno de los bocados más exquisitos y apetecibles para nuestro paladar después de un duro día de trabajo (o, por qué no, después del cole). O sencillamente cuando te apetezca, sin más.

Tarta de Manzana

Por otra parte, entramos también en la época de las mil y una recetas con calabaza. Y aunque generalmente soy una apasionada de los bizcochos que incluyen esta entrañable hortaliza, he de confesar que este año no estoy muy «calabacera» que digamos. Eso sí, podría pasarme horas con el horno  a toda máquina preparando recetas con manzanas como si no hubiera un mañana. Así que, prevenidos quedáis 😉

Y es que ¿puede haber algo, «reposterilmente» hablando, más hogareño que las manzanas (o una tarta de manzana, en este caso)? ¡Lo dudo!

Tarta de Manzana

Tarta de Manzana Francesa
 
Tiempo de Prep (esperas incl.)
Tiempo de Cocción
Tiempo Total
 
Autor:
Tipo de receta: Pies & Tarts
Origen: French
Raciones: 8-10
Ingredientes
(Todos los ingredientes han de estar a temperatura ambiente a menos que se indique lo contrario)

Para la masa quebrada dulce (masa sablée):

    Ver receta aquí.
Para el applesauce o puré de manzana:
  • 900 g (2 lb) de manzanas Reineta o similar (del tipo harinoso)
  • 60-90 ml (1/4 cup + 2 cucharadas) de agua
  • 15 g (1 cucharada) de azúcar moreno
  • 15-50 g (1-4 cucharadas) de azúcar blanco (opcional)
Para el relleno de fruta:
  • 390 g (18 oz) de manzanas tipo Golden Delicious o similar (más firmes y crujientes)
  • 1 huevo (L) batido
  • ½ cucharadita de agua
  • 2 cucharadas de mermelada de melocotón o albaricoque (para pincelar)
Elaboración
De la masa quebrada dulce (masa sablée):

    Ver receta aquí. Requiere prehorneado parcial.
Del applesauce o puré de manzana:
  1. Lavamos, descorazonamos y troceamos las manzanas en 8 partes (también las podemos pelar para evitar eliminar la piel más adelante; si la dejamos, nuestro applesauce tendrá un tono más intenso).
  2. Colocamos los trozos de manzana en una olla amplia, añadimos 60 ml (1/4 cup) de agua y el azúcar moreno y tapamos.
  3. Lo cocemos todo a fuego medio durante unos 15-20 minutos y vamos removiendo con frecuencia con una cuchara de madera hasta que queden lo suficientemente tiernas como para machacarlas fácilmente con la cuchara. (Si fuera necesario, añadiríamos el resto de agua, cucharada a cucharada para que las manzanas no se quemen.)
  4. Retiramos del fuego y pasamos por un pasapuré o por un colador grande (no demasiado fino) para eliminar la piel o posibles restos de semillas.
  5. Si hubiera quedado demasiado ácido, rectificamos añadiendo azúcar blanco, cucharada a cucharada, hasta conseguir la dulzura deseada y removemos hasta combinar por completo. Si hubiera quedado demasiado líquida, podemos volver a ponerla al fuego, removiendo constantemente, hasta que reduzca un poco. (Tradicionalmente, el applesauce empleado en este tipo de tartas no es excesivamente dulce.)
  6. Reservamos en el frigorífico en un cuenco amplio cubierto con film transparente. (Se conserva hasta 4 días refrigerado.)
Montaje y horneado de la tarta:
  1. Precalentamos el horno (eléctrico) a 200ºC (400º F) y colocamos la bandeja del horno a media altura (o a ⅓ de la base).
  2. Rellenamos la base de nuestra tarta prehorneada parcialmente, ya fría, con el applesauce (también frío) hasta casi el borde y alisamos.
  3. Pelamos, descorazonamos y troceamos las manzanas, esta vez longitudinalmente en 4 partes, y las cortamos en finas lonchas.
  4. Colocamos las manzanas fileteadas sobre el relleno de applesauce ligeramente superpuestas, formando el diseño que más nos guste.
  5. Con un pincel de repostería, "pintamos" las manzanas con la mezcla de huevo batido y agua.
  6. Horneamos durante unos 45-50 minutos hasta que las manzanas estén tiernas y ligeramente doradas por los bordes.
  7. Mientras tanto, calentamos ligeramente la mermelada de melocotón o albaricoque.
  8. Retiramos la tarta del horno y, aún caliente, la pincelamos con la mermelada templada (si tuviera grumos o pequeños trozos de fruta, conviene pasarla primero por un colador).
  9. Dejamos templar sobre una rejilla.
  10. Servir templada o a temperatura ambiente.

    Se conserva a temperatura ambiente bien cubierta durante 2-3 días (un par de días más si se mantiene refrigerada).

    Firma Rosa M Lillo


Receta adaptada de la Normandy Apple Tart, Baking, From my home to yours, Dorie Greenspan

Posts Relacionados