Bizcocho de yogur con frutos del bosque {Very Berry Yogurt Loaf Bread}
 
Tiempo de Prep (esperas incl.)
Tiempo de Cocción
Tiempo Total
 
Autor:
Tipo de receta: Loaves
Origen: American
Raciones: 12-14 raciones
Ingredientes
(Todos los ingredientes han de estar a temperatura ambiente, salvo que se indique lo contrario)
  • 225 g (1¾ cups) de harina de trigo de uso común
  • 1 ½ cucharaditas de levadura química (tipo Royal)
  • ½ cucharadita de bicarbonato sódico
  • ½ cucharadita de sal
  • 230 g (1 cup) de yogur griego natural (sin azucarar)
  • 2 huevos (L)
  • 150 g (¾ cup) de azúcar blanco
  • 2 cucharaditas de ralladura de limón
  • 120 ml (½ cup) de aceite de oliva suave
  • 1 cucharadita de extracto puro de vainilla
  • 215 g (1 ½ cups) de frutos del bosque variados (frambuesas, arándanos, moras, grosellas...)
Elaboración
  1. Precalentamos el horno (eléctrico y sin aire) a 175ºC (350ºF) y colocamos la rejilla del horno en la posición central.
  2. Engrasamos un molde rectangular para loaves de unos 23 x 13 cm (9 x 5 inches). Recubrimos la base y laterales con papel vegetal de hornear, engrasamos de nuevo sobre el papel y reservamos.
  3. En un cuenco mediano colocamos la fruta, espolvoreamos una cucharada de la harina sobre ella y mezclamos con suavidad con ayuda de una espátula pequeña, procurando que no se rompa; así prevenimos que toda la fruta acabe en el fondo del bizcocho. Reservamos.
  4. En un cuenco amplio tamizamos juntos la harina restante, la levadura, el bicarbonato sódico y la sal. Reservamos igualmente.
  5. En otro cuenco amplio aparte con unas varillas batimos enérgicamente los huevos junto con el azúcar durante unos 3-5 minutos hasta conseguir una textura esponjosa y de aspecto visiblemente más pálido.
  6. A continuación, añadimos el aceite de manera gradual y sin dejar de batir sobre la mezcla anterior, seguido del yogur, la ralladura de limón y el extracto de vanilla, combinando suavemente hasta lograr una mezcla homogénea.
  7. Seguidamente, incorporamos los ingredientes secos que teníamos reservados (punto 4) a la mezcla anterior de ingredientes húmedos en dos tandas, integrándolos con suavidad con la ayuda de una espátula de silicona o cuchara de madera lo justo hasta que apenas queden restos de harina visible; lo deseable es que queden algunos pequeños grumos sin deshacer, de esta forma, la miga de nuestro bizcocho quedará tierna y esponjosa. Si mezcláramos esta masa en exceso, acabaríamos con un bizcocho de consistencia seca y pesada.
  8. Finalmente, agregamos la fruta que teníamos reservada (punto 3) y combinamos someramente hasta asegurarnos de que queda bien repartida por toda la masa (si lo preferimos, podemos dejar apartados unos cuantos frutos del bosque para terminar de colocarlos al final sobre la masa ya en el molde a modo decorativo).
  9. Vertemos la mezcla en el molde, damos unos golpecitos suaves contra la superficie de trabajo para liberar burbujas de aire que se haya podido formar en el interior y alisamos la superficie con una espátula. Si hemos apartado algo de fruta, la repartimos ahora sobre la superficie.
  10. Horneamos durante unos 60-70 minutos o hasta que al insertar una brocheta o un cake tester en el centro del bizcocho ésta salga limpia de migas.
  11. Retiramos entonces del horno y dejamos reposar dentro del molde durante unos 10-15 minutos antes de desmoldar. Dejamos enfriar por completo sobre una rejilla.Se conserva a temperatura ambiente unos 2-3 días bien cubierto, resguardado del aire.

    Firma Rosa M Lillo

Notas
- Si lo preferimos, podemos "vestir" nuestro bizcocho de frutos del bosque, una vez frío, con un delicioso glaseado de limón, que le va de perlas a esta receta. Yo a veces lo añado; otras, como ésta, no. Es muy sencillo: en un cuenco mediano mezclamos 60 g (½ cup) de azúcar glas, 1 cucharada (14 g) de queso cremoso (tipo Philadelphia) y 1 ½ - 2 cucharaditas de zumo de limón recién exprimido. La consistencia ha de ser algo fluida, pero no demasiado, por lo que en primer lugar añadiremos sólo 1 ½ cucharaditas del zumo y, si fuera necesario, el resto. El glaseado, además de aportar más dulzor y ese toque adicional de sabor, ayudará a que nuestro bizcocho se conserve tierno por más tiempo.
- La fruta que empleemos no ha de estar demasiado madura o se deshará fácilmente al manipularla y durante el horneado.
- Si vamos a usar frutos del bosque congelados, no es aconsejable descongelarlos previamente o, de lo contrario, mancharían la masa del bizcocho en exceso.
- Obviamente, puedes optar por utilizar sólo una variedad de fruta; todos tenemos nuestros favoritos ;)
Recipe by Pemberley Cup & Cakes at https://pemberleycupandcakes.com/2017/09/20/bizcocho-de-yogur-con-frutos-del-bosque-very-berry-yogurt-loaf-bread/